Pulseras de oro

Pulseras de oro

by Bisutería

Cuando pensamos en las pulseras de oro, no solo hablamos de las pulseras para mujer. Porque dentro de ellas, podemos tener un sinfín de modelos y gracias a ellos, destinados para toda la familia. A continuación encontrarás pulseras para comprar de oro amarillo, oro rosa y oro blanco que podrás lucir elegantemente en tu muñeca al mejor precio.

Catalogo de pulseras de oro


La tradición de las pulseras de oro

Como toda joya que se precie, también tiene su tradición. En este caso, a modo de leyenda que no está de más conocer. Por un lado, nos encontramos con que las pulseras de oro rígidas, forman parte de la historia. Tenemos que remontarnos a muchos años atrás, donde las solían llevar las mujeres esclavas. Mujeres que servían en las casas y que así, estaban señaladas debido a la pulsera. Hay que decir que no las lucían en la parte de las muñecas sino en una zona más alta del brazo.

Por otro lado, en la india, parece ser que los maridos regalaban a sus mujeres una pulsera de oro en forma de esclava. Es decir, la que tenía una gran chapa donde poder escribir la fecha de su enlace y el nombre. Ya que esto era el símbolo de la fidelidad y el amor. Lo cierto es que una leyenda como ésta nos lleva casi al presente, porque hoy en día, en las pulseras todavía se siguen haciendo esos grabados al igual que en los anillos para los recién casados. Claro que si volvemos a la leyenda, tenemos que decir que cuando el marido moría, la mujer tenía que seguir llevando la esclava. Aunque se volviera a casa, esa pulsera tenía que estar en su brazo, junto a la nueva.


Pulseras de oro baratas


Pulseras de oro para toda la familia

  • Pulseras de oro para niñas: En este caso, las pulseras suelen contar con eslabones muy sencillos a la par que discretos. Además, irán combinado con algunas piedras en colores.
  • Pulseras de oro para niños: Es también una buena idea para poder regalar en el momento de la Primera Comunión, por ejemplo. Combinarán eslabones de diferentes tamaños y detalles.
  • Pulseras de hombre: Suelen ser a modo de ‘esclava’, con su chapa más amplia y una cadena gruesa, toda ella dorada que siempre destacará. Se podrá grabar nombres o fechas que elijas.
  • Pulseras de oro para mujer: En este caso, suelen ser muy variadas. Desde las que cuentan con el material precioso a las que van combinadas también con piedras y detalles brillantes que le otorgan una gran belleza a la hora de lucirlas.

Tipos de pulseras de oro

  • Pulseras rígidas: Los aros o las pulseras rígidas, también son parte de las grandes ideas dentro de la joyería. Una pieza única que puede contar con mayor o menor grosor así como acabados en forma de grabados.
  • Pulseras de eslabones o cadena: Quizás son de las más conocidas. Los eslabones van formando parte de la pulsera y entre ellos, también se pueden distinguir algunos más o menos amplios. Pero no solo ello, sino que la combinación de piedras también puede estar presente.
  • Pulsera brazalete: Sin duda, son una de las más actuales y que siempre sabe combinarse. Los brazaletes dorados o de oro se encuentran entre las ideas más comerciales y de buen gusto. Porque irán a la perfección con todo tipo de looks adornando en gran medida nuestras muñecas.
  • Pulsera semanario: Quizás la conozcas por otros nombres, pero también es una de las grandes básicas. Se trata de varias pulseras finas y rígidas que se ponen juntas. Su nombre de semanario viene dado porque son un total de 7 pulseras.
  • Pulsera esclava: Como sabemos, recibe este nombre porque cuenta con una amplia chapa donde da pie a poder grabar nombres o fechas.
  • Pulseras de oro blanco: Fino y elegante, así es el oro blanco que también tenía que estar entre nuestra selección. Sin duda, será una de las grandes bases para poder lucir una pulsera de este tipo y con un acabado único. ¡Seguro que encontrarás la tuya!.

Diferentes oros para una misma pulsera

Ya que estamos hablando de las pulseras de oro, hay que mencionar todos los tipos de oro que tenemos. Porque aunque el amarillo es uno de los más básicos no es el único que tenemos a nuestra disposición. ¡Todos ellos vestirán a la perfección cada uno de nuestros looks!.

  • Oro amarillo: Uno de los grandes clásicos como bien hemos dicho. Es uno de los materiales más buscados, aunque al ser un tanto blando cuando se trata de oro puro, siempre es bueno combinarlo con otros metales diferentes, creando un estilo único y muy ponible para cada día.
  • Oro blanco: También demandado de un tiempo a esta parte. Para poder elaborar este tipo de oro hay que combinar el de 18 quilates con platino, zinc o níquel. De este modo, se podrá conseguir el tono tan blanquecino.
  • Oro rosa: En este caso, nos encanta darle un toque colorido y rosado a nuestras piezas. Unas piezas en oro rosa que para poder conseguirse, llevarán oro de 24 quilates con plata y cobre.

Para poder fusionarse dichos materiales, tienen que alcanzar grandes temperaturas. Luego, se convertirán en casi líquido y será ahí cuando se comience a moldear bien para poder conseguir la pieza deseada. Todo un gran proceso que como tal, también dará pie a grandes obras maestras en forma de joyas.


Las diferentes concentraciones del oro en pulseras 

El oro es por antonomasia uno de los mejores materiales en los cuales se pueden crear pulseras. De hecho, las pulseras de oro son de las más buscadas en todo el mundo precisamente por su calidad, durabilidad, estilo y el brillo que es una de sus características más importantes. Todo esto hace que las personas giren su mirada siempre cuando se trata de una pieza hecha de este material. 

Su precio puede ser un tanto elevado, pero esto dependerá de la concentración del material preciso que se encuentre contenido dentro de la pieza. ¿No sabes cuáles son las diferentes concentraciones? pues aquí te las mostramos:  

Oro de 10 quilates 

Esta concentración de oro, de todas, en la más baja que se puede encontrar y de igual manera es la más económica que se consigue en el mercado. En porcentaje, la concentración de oro es de tan solo 40% y el resto está compuesto por otros metales. Su nombre proviene porque posee 10 partes de oro, por otras 12 de metales diferentes. 

Oro de 12 quilates

 Ya vamos subiendo de categoría, el oro de 12 quilates suele ser más costoso que el tipo de oro anterior, pues está compuesto por 50% de oro y otros metales, estos pueden ser distintos según las necesidades, suelen variar dependiendo del color que se desee conseguir, ya sea oro amarillo, oro blanco u oro rosa. En cuanto a partes, está dividido en partes iguales tanto en oro como en los otros metales. 

Oro de 14 quilates

 Este oro es conocido como oro bajo, pero sigue siendo mayor su concentración que el anterior y el precio también se eleva, pero se encuentra entre las joyas bastante accesibles. Este oro posee 14 partes de oro y solo 10 de otros metales y tiene un 60% de concentración del oro en cada pieza. 

Oro de 18 quilates

Al acercarnos a esta concentración podemos decir que estamos delante de un tipo de oro que  es más puro y que también es bastante utilizado en la joyería a nivel mundial. Posee un 75% de oro en su composición y a su vez 18 partes de oro por tan solo 6 de otros metales, en este tipo de oro aún se puede hacer oro blanco, rosa y obviamente el amarillo. 

Oro de 24 quilates

Tener una pieza de oro de 24 quilates es toda una joya, pues es la concentración más pura de oro, no cuenta con ningún otro metal en su composición y es 99.9% oro puro no en todas las marcas se puede conseguir este tipo de oro. 

Solo en las marcas más exclusivas es que se crean piezas con esta concentración de oro y esto tiene que ver con su precio. Una pulsera de oro de 24 quilates puede costar hasta miles de euros, de hecho, este tipo de oro solo suele encontrarse en los lingotes y cabe destacar que es también la presentación más rígida de este metal, así que es bastante duradera. 


Por qué comprar pulseras de oro

Es una buena pregunta. Pero la respuesta también la conocemos demasiado bien. Porque no podremos estar sin una joya como ésta. Las pulseras siempre nos han acompañado desde que somos pequeños. De un tipo o de otro, siempre le daban más alegría a la par que elegancia a nuestros looks. Por lo que ya tenemos un buen motivo para comprarlas. Además, gracias a su variedad de estilos las podremos llevar siempre con nosotros. A pesar de contar con piedras, ser rígidas o lisas, las pulseras de oro combinan a la perfección con todas las prendas que llevemos y con todos los encuentros que tengamos.

Además, cuando queremos inmortalizar un momento muy especial y único en nuestra vida, lo haremos con ellas. Tanto para los regalos de bautizo, Primera Comunión o bodas, sabemos que son primordiales. Pero no solo eso, sino para regalos especiales aunque no marquen esas fechas que siempre recordaremos, también son una buena opción. Se mire por dónde se mire, nos gustan las pulseras de oro. Una pieza atemporal que siempre bien cómo conquistarnos.

Utilizamos cookies de terceros con finalidades analíticas, de personalización, y de publicidad comportamental. Puede configurar ahora el uso de esta tecnología. Si acepta o continúa navegando, consideramos que está de acuerdo con su uso. Mas información